hands

hands

viernes, 26 de abril de 2013

Días de vino y.


Me he muerto tantas veces de todo
que ya no me queda nada.
ni sueño,
ni hambre,
ni calor,
ni risa,
ni tú.



Al final me he hecho amiga de mis monstruos.
Aparecen cada noche,
y me abrazan tan fuerte que como para no.


Huele a primavera.
Y tengo el corazón por los tobillos;
Aprovecha y métete hasta el fondo.

Si me susurras cosquillas al oído,
te quiero toda la vida.
Cerca.

 Sabina prefiere la guerra contigo al invierno sin ti;
yo, por mi parte, te propongo una guerra en invierno.

Que dure toda la vida.


Me pongo tan guapa cuando me acuerdo de ti,
Y últimamente me miro mucho al espejo.

Antes de meterme en la cama, la miro mucho,
con envidia.

Te ha tenido tanto,
y yo tan poco.
Muchas veces salto encima,
fuerte;
por si los restos.

Estabas tan guapo poniéndome.
Excusas.
Que decirte “no” era como pisarme a mí misma mientras bailaba.

Me ponías tan guapa cuanto te ponías, 
encima.
Que decirte “no” era como llover tendiendo la ropa.


Me sonreíste tan fuerte aquella primera vez,
que todavía me retumban los ojos.

Todavía te sigues metiendo en mi cama,
como cuando hay sol;
y se esconde entre las nubes.
pues así,
tú.

Porque todavía me tocas, y sonríes, y te ríes.
De los malos de las pelis, 
y de las canciones cursis de amor.

Nos emborrachábamos tan bien,
que daba gusto;
tocarnos.

Me quitabas la ropa con tanto amor,
que se moría de envidia.
El Amor.

Te ponías tan guapo cuando te odiaba,
siempre,
Que tenía que quererte;
y tú te dejabas.

Todas las margaritas llevan tu nombre.


No me gustan los lunes;
pero, 
por desgracia,
siempre acaban llegando.



¿Entendéis?

Pero que se joda el sol;
y las margaritas.

En abril aguas mil y una vez sin ti.
Y eso.

Creo que el mes de Joaquín te lo has quedado tú.
Como todo lo demás.


En resumen:

Tengo un cactus;

A falta de ti.

jueves, 18 de abril de 2013

Deshojando.Me.

Intenté arreglarlo,
pero estaba roto.
Y no entendía cómo algo tan bonito podía estropearse tanto.

Ni cómo tanta agua cabía en un frasco tan pequeño.


Los monstruos no hacen cosquillas.
Y me estoy explicando de puta madre.


Mi casa es menos casa si no estás tú.
Y ya nunca estás.
Imagínate.

La primavera cada vez nos encanta más,
porque nos deshojamos sin que nos toquen.

Hablaba.
Hacía.
Y entre caricia y orgasmo,
el tiempo pasaba y la vida se iba.
Corriendo con nosotros.


Entre tanto y tan poco,
he aprendido a querernos en la distancia.

Nos llueven primaveras por las esquinas,
y colgamos ojalás en las ventanas, 
por si las palomas.

 No has aprendido a leer entre piernas.
Y así te va.


Te tocaría hasta la última melodía del último baile.



Un día de éstos verás.
O no.

Aunque me viene dando igual.
Pero eso;
viene y se va. 


Me está susurrando Joaquín al oído.
Y qué te voy a contar.

Me da por reír, como a él.



Esta vez yo no quería quererle querer.
Pero.


Ya son más de 19 días.



Y a saber las noches que me quedan.








miércoles, 10 de abril de 2013

Y yo me enamoré.

Él es camino,
y tropiezo.

Es mañanas de abril llenas de lluvia,
de estrellas.


Te veo en todas las canciones.
Pero no se lo cuentes a nadie,
es un secreto.
Mírame.
Soy una duda.
Y no tengo respuesta.

Soy un todo o nada.
Y mejor todo.

Creo que no quiero querer,
pero es que claro.
Tanta gente bonita,
como tú.

Es como un orgasmo.
pero sin el como.
Aunque le como hasta las pestañas.

Me despierta,en sueños,
para hacerme el amor.
O el odio, 
depende de los te quieros de anoche.

Es que 
"Me mira,
y hasta las palabras se me olvidan."

Con él,
fumando,
la vida se folla al tiempo;
y él hace el amor en cada rincón de Madrid.
Conmigo.

Lo poco que sé del amor,
él.
Lo poco que sé de la vida,
él.

Cerramos las cortinas cada amanecer,
para que el sol no nos haga sombra.

Querer es poder, dicen.
Así que yo soy la chica más poderosa del planeta.

Dos se pelean,
y nosotros nos queremos.

Porque él.
Es mi sexto sentido,
y mi octava maravilla.

Porque su espalda,
porque su ombligo.

Porque en sus manos tiene todo el mundo;
por lo menos el mío.

Sin él,
apago y me voy.

Es que

con él,
el mundo deja de tener sentido;

y yo con él.